image

Atentos al BCE y a los bonos alemanes

por Oportunidades en Bolsa Hace 5 días
Valoración: image5.00
Tu Valoración:
* * * * *

El próximo jueves el Banco Central Europeo (BCE) volverá a reunirse y, posteriormente, comunicará cuál va a ser el plan monetario previsto para los próximos meses.

En un momento en el que muchos analistas piensan que van a comunicar que próximamente se irá finalizando el programa de expansión cuantitativa (QE)  los tipos de interés del bono alemán a dos años frente al bono de Estados Unidos con el mismo plazo están marcando diferenciales históricos.

La subida de los precios del petróleo están ayudando a hacer repuntar la inflación hecho que, sin duda, estará captando la atención del BCE. Sin embargo, hay otros factores que pueden condicionar aún más la política monetaria del BCE.

Las políticas monetarias de los bancos centrales han generado fuertes distorsiones en los mercados de deuda de todo el mundo. Pero hay un detalle importante, deben ir más o menos acorde.

Es decir, la retirada de la QE por parte de la Reserva Federal de Estados Unidos y las posteriores subidas de tipos de interés están generando unos diferenciales en las rentabilidades con otros activos de la misma categoría de inversión que no son sostenibles en el medio y largo plazo y esto, el BCE lo sabe.

El BCE no va a poder "aguantar" por mucho tiempo los tipos de interés de los bonos gubernamentales de toda Europa bajo mínimos. En Italia ya se han disparado. Pero, si algún país europeo es comparable, a nivel crediticio, con Estados Unidos ese es Alemania.

Por el momento, los tipos de interés en toda la curva de tipos de Alemania siguen ultrabajos. Bajo este escenario, los inversores pueden verse llamados a invertir en Estados Unidos en detrimento de Alemania hasta que los tipos de interés se asemejen. Es un flujo de capitales muy probable.

Veamos algunos gráficos.Imagen

Desde 2012 el Bono a 2 años de Estados Unidos ha ido incrementando su rentabilidad, en especial durante el último año y medio. Paralelamente, el bono Alemán a 2 años ha ido reduciendo su rentabilidad manteniéndose negativa durante la mayor parte del tiempo. Actualmente, el bono Alemán a 2 años renta un -0,616% mientras el bono a 2 años de Estados Unidos un 2,54%. Una diferencia del 3,15%.

¿Por qué comprar bonos alemanes si los americanos me dan un 3% más?

Es más, ¿por qué pagar a los alemanes por prestarles el dinero si Estados Unidos me paga por le mismo producto?

No hay una respuesta racional a esta pregunta. Únicamente hay el BCE.

Como podemos ver en el siguiente gráfico, en el anterior ciclo de tipos de interés el bono alemán respecto al americano seguía una relación muy cercana. 

Imagen

Las diferencias en el "timing" de las políticas monetarias entre el BCE y la Reserva Federal están generando divergencias en los mercados que no son sostenibles en el tiempo. El BCE lo sabe. Y, más pronto que tarde, va acabar normalizando la situación.

Muchos se preguntarán, ¿cómo aprovechar esta situación?

En primer lugar, lo más probable es que casi la totalidad de los productos de renta fija europea vayan generar retornos negativos o por debajo de la inflación durante los próximos meses (hecho que ya está sucediendo en EEUU). Por lo tanto, la primera actuación posible es claramente defensiva.

Por otro lado, si usted es un inversor agresivo puede optar por la posibilidad de abrir posiciones cortas en el mercado de futuros y aprovechar la posible caída.


Compartir en Facebook Compartir en Tweeter Compartir en Meneame Compartir en Google+