image

V, U, Z, W, L, Swoosh ... ¿qué tipo de recuperación será?

por Moisés Romero Hace 1 mes
Valoración: image0.00
Tu Valoración:
* * * * *

Las cábalas suben de tono. Los analistas apuestan y el mercado los sigue, con frecuencia. Llegará la mejora económica, no sabemos cuándo ¿qué tipo de recuperación será? V, U, Z, W, L, Swoosh ...Recojo un análisis reciente de Nicolás López de MG A.V. Veamos: Los índices bursátiles europeos se mantienen más o menos estables desde hace un mes moviéndose en rangos laterales. Dentro de los índices hay apreciables diferencias entre sectores y valores en función de las expectativas del mercado sobre la recuperación y el crecimiento futuro de cada uno. En general este proceso interno de rotaciones en el mercado es una señal positiva de resistencia a nuevas caídas, y apuntaría a que el proceso de recuperación desde los mínimos de marzo sigue vigente. Incluso los sectores más afectados por la pandemia, que han mantenido una acusada debilidad más allá del mes de marzo -los bancos y los relacionados con los viajes en general- parecen mostrar en los últimos días una mayor resistencia a seguir cayendo, como si ya hubieron descontado el escenario muy negativo que sin duda van a afrontar en los próximos meses e incluso años. 

Imagen

Los signos de que la pandemia está quedando atrás son evidentes y los procesos de desescalada están en marcha en la mayoría de los países. Con la incertidumbre de un posible nuevo brote en el otoño como principal amenaza, lo cierto es que el mercado sigue apoyado por el convencimiento general de que en los próximos meses la economía va a entrar en una fase de crecimiento sostenido. 

En comparación con otras recesiones importantes salta a la vista una primera diferencia relevante que es la combinación de una enorme intensidad con una cortísima duración (de acuerdo con las previsiones actuales). 

En el gráfico siguiente (elaborado por la consultora Everis) se comparan algunas de las recesiones más importantes desde los años 70’ reflejándose el nivel acumulado de contracción del PIB desde el inicio de cada recesión. De esta forma podemos ver tanto la caída máxima del PIB como el tiempo empleado, no en la fase de contracción (que coincidiría con el punto mínimo), sino hasta recuperar el nivel del PIB previo a la crisis.  

A la derecha, en rojo, aparece la actual recesión en España con un pronóstico de caída acumulada del PIB en el primer semestre del 22%. En principio ese sería el suelo de la recesión y a partir del tercer trimestre empezaría la recuperación. Falta por ver cómo será ésta de rápida pero la mayoría de los pronósticos prevén que en 2-3 años volveríamos a niveles de PIB previos a la crisis. En comparación, la recesión española de 2008-09, a la que siguió otra en 2010-13, fue menos intensa pero mucho más duradera, pues tardamos nada menos que diez años en recuperar el PIB de 2007.  

Lo que hizo que esta recesión fuese tan larga fue en primer lugar la necesidad de ajustar los graves desequilibrios creados por la burbuja. La desaparición de un 10% de nuestro PIB, generado artificialmente por el boom insostenible de la construcción, necesitaba mucho tiempo para ir regenerándose en otras actividades a la vez que empresas y familias llevaban a cabo un proceso de desapalancamiento muy intenso. Ahora no tiene que haber en principio una pérdida de actividad tan importante como fue la construcción en esos años, por lo que es razonable asumir una recuperación mucho más rápida. La principal duda sería lo que pueda pasar con el sector turismo. ¿Ha habido una burbuja en el turismo mundial? ¿Se va a hundir de forma permanente el turismo en los próximos años? No lo creemos, pero sin duda cierto impacto duradero puede haber y nuestra economía es de las que es más sensible a ello. 

Imagen

 

Lacartadelabolsa


Compartir en Facebook Compartir en Tweeter Compartir en Meneame Compartir en Google+