image

Toda la atención estará centrada en la reunión del Eurogrupo

por Renta 4 Hace 1 mes
Valoración: image0.00
Tu Valoración:
* * * * *

Apertura al alza en las bolsas europeas continuando las subidas de ayer en respuesta a la progresiva mejora de la curva de contagios en Europa. Esta mejora podría propiciar un retorno gradual de la actividad económica, por ejemplo en Alemania donde se planea relajar progresivamente el confinamiento a partir del 19 de abril. Austria podría hacer lo mismo desde mediados de abril y de forma gradual. Sin embargo, todavía queda por confirmar cómo será la recuperación, que se antoja débil y lenta, a la vez que otros países como Japón empiezan ahora su confinamiento (en 7 provincias de un total de 47, incluyendo las más importantes como Tokio y Osaka). Asimismo, estamos empezando a asistir a impagos en emergentes, en concreto en Argentina que anuncia el impago de un bono de 10.000 mln USD, el noveno impago de su historia. La principal cita de hoy será la reunión del Eurogrupo, donde veremos hasta dónde llega la respuesta fiscal conjunta europea.

También vimos ayer mejoras en diferenciales de deuda periférica y en spreads de crédito. De hecho, ayer se publicaron las compras realizadas por el BCE en marzo, que alcanzaron los 81.300 mln eur (vs 23.500 en febrero), de los cuales 51.150 mln eur corresponden al APP (23.400 en febrero) y 30.150 mnl eur al PEPP (nuevo programa creado para hacer frente al Coronavirus). Por países, en los datos donde existe desglose, se aprecia una mayor compra en términos relativos de deuda italiana (32% del total del PSPP, muy por encima de su clave de capital) que fue lo que permitió una importante reducción de su diferencial con la deuda alemana en la tercera semana de marzo, junto con la implementación del PEPP.

Siguiendo con bancos centrales, ayer China bajó el tipo de interés sobre el exceso de reservas de las instituciones financieras, por primera vez en 12 años, hasta mínimos de 0,35% con el fin de que fluyan los estímulos a las pequeñas empresas. El recorte ha sido efectivo hoy. Esta madrugada se ha reunido de forma ordinaria el Banco de Australia manteniendo sin cambios su política monetaria. La incertidumbre a corto plazo sigue siendo elevada con el mayor impacto en el 2T20 y un incremento sustancial del desempleo y ha reiterado su compromiso de hacer todo lo posible en apoyo del empleo, los hogares y las empresas.

Para hoy no tendremos datos macro relevantes y toda la atención estará centrada en la reunión del Eurogrupo en la que se definirá la respuesta fiscal europea y que posteriormente tendrá que aprobar el Consejo Europeo. Hasta el momento, las medidas fiscales a nivel nacional suman un 3% del PIB europeo y los avales un 18%. La semana pasada Francia proponía la emisión de deuda conjunta dentro de un fondo limitado en el tiempo a 5-10 años y enfocado a la recuperación económica. Esta limitación buscaría vencer las reticencias de Alemania y Holanda. Sin embargo parece que los coronabonos tienen escasas probabilidades de salir adelante. Así, lo más probable es que el siguiente paquete de ayuda venga del MEDE, con capacidad de 410.000 mln eur, aunque con condicionalidad. En este sentido, se está barajando incluso crear una nueva facilidad de emergencia, al estilo de las que tiene el FMI, que no tiene condicionalidad (más allá de que se use de forma controlada para la emergencia), aunque habrá que ver los detalles y los montantes serían muy pequeños. En el caso de España no superaría los 10-20.000 millones de euros, por lo que no resolvería el problema de fondo. Otra vía alternativa de ayuda es el plan Sure para proteger el empleo y dotado con 100.000 mln eur.

Asimismo, vemos cómo países como Alemania siguen eliminando restricciones para ayudar a sus pymes, que suponen el 50% del empleo germano. En este sentido, ayer el gobierno de Merkel anunció un nuevo e ilimitado programa de préstamos hasta 800.000 eur para pequeñas y medianas compañías (entre 11 y 250 empleados) en el que el aval será del 100% vs el anterior programa que sólo cubría el 80%-90% del riesgo de crédito. Los préstamos tendrán un coste inicial del 3% que podría ser menor en función de una serie de parámetros.

Y en EEUU la aprobación de un nuevo paquete de estímulos, el cuarto, va tomando forma. Nancy Pelosi, portavoz del Congreso, comunicó en una conferencia de los miembros del Congreso de su partido que este nuevo paquete debería alcanzar al menos 1 billón (español) de USD y debería incluir un segundo pago directo a los ciudadanos, mayor cobertura por desempleo y mayores recursos para financiar la entrega de alimentos así como más fondos para préstamos a pequeñas y medianas empresas. Pelosi querría que este nuevo paquete se aprobara este mismo mes, si bien la siguiente reunión del Congreso no está programada hasta el día 20. Janet Yellen también participó en la conferencia y comentó que el desempleo ya podría situarse en torno al 13% y que la gravedad y duración de la recesión dependerá de la respuesta del sistema sanitario. Por otro lado, Larry Kudlow, principal asesor económico del Presidente Trump, le ha propuesto emitir “bonos de guerra” para financiar parte del coste de la pandemia.

Por su parte el crudo avanza +3% (recuperando lo perdido ayer) hasta 34 USD/b Brent ante las expectativas de que los países productores lleguen en su reunión del próximo jueves 9-abril (16h) a un acuerdo para recortar producción. En cualquier caso, los recortes de oferta propuestos (en torno a un 10% de la oferta total) deberán venir acompañados de una recuperación de la demanda (actualmente cayendo a tasas del 25/30% por la inactividad económica derivada del aislamiento) si lo que se busca es equilibrar el mercado. El mercado baraja que los mayores recortes procedan de Arabia Saudí y Rusia, y en menor medida de EEUU, habiendo declarado Trump que decidirá si sumarse a los recortes tras la reunión de la OPEP+, aunque considera que la producción americana ya se está reduciendo de forma automática ante el actual entorno de precios. Asimismo, el viernes está prevista una reunión de los ministros de energía del G20 en la que otros países productores (Canadá, Brasil...) podrían adherirse al acuerdo.


Compartir en Facebook Compartir en Tweeter Compartir en Meneame Compartir en Google+