image

¿Cómo invertir en el sector de materias primas agrícolas?

por ASPAIN 11 EAFI Hace 5 mess
Valoración: image5.00
Tu Valoración:
* * * * *

Siguiendo la línea de informes publicados sobre diferentes sectores, esta semana queremos enfocarnos un poco más hacia un subsector específico dentro de la categoría de materias primas. Se trata de las materias primas relacionadas con la agricultura.

Cada vez mas se viene argumentando que en el contexto económico actual cuesta encontrar opciones de inversión que estén descorrelacionadas con el avance de las principales plazas bursátiles, donde incluso la renta fija se esta comportando en contrasentido con su evolución histórica. Las materias primas sin embargo, siempre se han considerado un refugio en momentos de elevada volatilidad de mercado e incertidumbre.

Pero cuando se habla de materias primas, se engloban principalmente cinco categorías: metales preciosos, metales industriales, granos, ganadería y energía. Todos ellos se encuadran dentro de un conjunto cuyo comportamiento se diferencia enormemente de los activos financieros bursátiles, no sólo en sus características, sino en la fijación y evolución del precio, comercialización y factores de riesgo.

La principal diferencia es que las materias primas se tratan de un activo tangible, cuyo principal propósito es comercializarse para su posterior tratamiento y conversión en productos finales de cara al consumidor. Su papel reside como suministrador de la industria convencional en la mayoría de los casos, por lo que fluctuaciones en el precio de las materias primas afectan de forma directa al margen generado por las empresas y en consecuencia a su evolución bursátil.

El valor de las materias primas, y especialmente el de las relacionadas con la agricultura como cualquier tipo de grano (soja, maíz, avena, cacao…), no se basa en el valor presente y futuro de los flujos descontados, sino que se fijan en función de oferta y demanda en su forma mas pura. Sin embargo, a la hora de tradearlas, la forma más convencional es a través del mercado de derivados en forma de futuros, donde de este modo comprador y vendedor conocen de forma exacta el precio al que intercambian la materia prima.

A la hora de llevar a cabo esta operativa, los inversores deben tener en cuenta la curva de futuros. Es decir, saber si se encuentra cotizando en contango o en backwardaction, donde la primera situación refleja una pendiente positiva indicando que el precio futuro es mayor que el actual, y la segunda situación lo contrario. A lo largo de la historia, se han clasificado a los metales preciosos como el Oro dentro de las materias primas que cotizan en contango, mientras que por ejemplo el Petróleo alterna entre pendiente positiva y negativa.

Con todo ello, es necesario señalar que este tipo de inversión tiene un componente muy grande de volatilidad. Los precios de las materias primas fluctúan en gran medida y de forma repentina, por lo que el inversor deberá estar dispuesto a asumir estas variaciones del precio.

 

¿Qué factores determinan el precio de las materias primas agrícolas?

Oferta y demanda: como hemos mencionado, un aumento de la oferta o  reducción de la demanda reduciría el precio de la materia prima, y viceversa. En el caso de las materias primas agrícolas, son los movimientos de la curva de oferta los que mas afectan al precio, ya que la demanda de estos activos tiende a ser mas inelástica. Una mala cosecha por ejemplo, reduciría la oferta, incrementando el precio de la materia prima en cuestión.

Relacionado con esto, las condiciones meteorológicas son determinantes en el sector agrícola. Ante la escasez de productos agrícolas, su precio se encarece, lo cual supone un riesgo generado por un evento inesperado. Por todo ello, esta situación es difícil de controlar o tomar medidas de cobertura.

Además, siendo muy relevante en los últimos meses tras el riesgo a una posible guerra comercial entre China y EEUU, se ha visto como una intervención de estado sobre precios en materia de aranceles a determinadas materias primas puede afectar de forma directa al precio de las mismas.

 

¿Cómo se pueden tomar posiciones en este sector?

Desde Aspain 11 optamos por tomar dos vías en el caso de decidir posicionarnos en este sector con el fin de diversificar la inversión teniendo en cuenta los momentos de mercado específicos. La gestión pasiva nos permite indexarnos a la evolución de una materia prima de interés exclusivamente o globalmente mediante ETF’s que incluyan varias, mientras que la gestión activa a través de Fondos de Inversión permite la exposición al sector a través de empresas seleccionadas.

Por ello, presentamos un ETF sobre materias primas de agricultura, y dos Fondos que invierten en empresas del sector, uno con enfoque value y otro de grandes compañías:

 

ETF: PowerShares DB Agriculture Fund

Imagen

 

Este ETF trata de replicar el comportamiento del sector agrícola, ponderando cada materia prima en función del momento de mercado. Para ello, invierte en toda una amplia gama de commodities de grano, ponderando con un mayo peso la soja, el maíz, cacao, café y azúcar.

En cuanto a rentabilidad, ofrece pobres datos con respecto a su categoría, pero es una forma de tomar una posición global con exposición a todas las materias primas relacionadas con la agricultura de forma global y diversificada.

 

Panda Agriculture & Water Fund

Imagen

 

Este fondo español con valor liquidativo en EUR, cuenta con una gran reputación dentro de su categoría, no sólo por su track record y rentabilidades obtenidas, sino por la enorme labor de divulgación que realizan basando su estilo de inversión en un enfoque puramente value conociendo las empresas de primera mano. Esta metodología, ofrece al partícipe del fondo mayor conocimiento de las posiciones de la cartera y un seguimiento en profundidad. Toma como referencia la evolución del índice S&P Global Agribusiness Index y el S&P Global Water Index, invirtiendo en empresas tanto productoras de materiales básicos agrícolas como del sector de consumo mas relacionado con las mismas.

Invierte en todas las regiones geográficas, donde en las principales posiciones destacan compañías norteamericanas cuya actividad radica en la producción de fosfatos y fertilizantes. Por ejemplo, Nutrien es una compañía canadiense cuya principal labor es elaborar fertilizantes para el campo; The Mosaic tiene su base en Minnesota y realiza prácticamente la misma actividad; pero también entre sus principales posiciones se encuentra Sanderson Farms, la cual cría y elabora productos relacionados con el pollo, criados de forma sostenible y responsable 100% natural.

En cuanto a sus rentabilidades, en 2016 logró posicionarse en el primer puesto de su categoría, y a lo largo de los años ha batido a su índice de referencia. El fondo logra una rentabilidad a 3 años del 3.26%, con una volatilidad controlada del 12.24% teniendo en cuenta la fluctuación de las cotizaciones que experimentan las compañías estrechamente relacionadas con las materias primas agrícolas.

 

Pictet – Nutrition

Imagen

 

Este fondo cuenta con un gran patrimonio, avalado por el buen comportamiento y prestigio demostrado en los últimos años. Si bien se encuadra dentro de la misma categoría que el fondo anterior, este fondo basa su estilo de inversión en grandes compañías relacionadas con la agricultura. De este modo, incluye en su cartera grandes compañías relacionadas no sólo con la materia prima en si o el consumo, sino con el sector industrial que convierte estas materias primas agrícolas en productos destinados al consumo o que forman parte de la intermediación en la elaboración de productos finales.

Entre sus principales posiciones figuran compañías como Danone o Jhon Deere, el gigante de la maquinaria agrícola a nivel mundial copando casi toda la cuota de mercado a nivel mundial. Un reflejo de que este fondo invierte en grandes compañías independientemente de su evolución a futuro, es el per medio de cartera situado en torno a un 22, aunque parte de la cartera también se invierte en empresas de mediana capitalización en sectores y ámbitos consolidados.

 

Desde Aspain 11 consideramos que la exposición a este sector debe realizarse con cautela, sabiendo asumir en todo momento las volatilidades de las materias primas agrícolas, y con el fin de diversificar una parte de la cartera desmarcándonos de los movimientos generales del mercado si se deseara.

 

DISCLAIMER

Este documento no implica en ningún momento una recomendación de inversión. Rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras. Cualquier inversión a realizar debe ajustarse al perfil de riesgo del cliente con un test MiFID que se deberá completar. La información que se proporciona se ha obtenido de fuentes fiables, con la máxima responsabilidad en su realización.

Imagen


Compartir en Facebook Compartir en Tweeter Compartir en Meneame Compartir en Google+