image

Escriba estas preguntas, contéstelas y póngalas en la puerta del frigorífico

por Carlos Montero Hace 3 mess
Valoración: image4.00
Tu Valoración:
* * * * *

Ayer publicábamos la primera parte de las reflexiones financieras que el brillante analista Jonathan Clements publicaba recientemente. Recordemos:

1. Nadie sabe nada.

2. Mantenga la perspectiva.

3. No hay una estrategia válida para todo el mundo.

4. Concéntrese en el riesgo.

5. Los buscadores de ganga tendrán que esperar más.

6. Si tiene más de 15 años para que llegue su jubilación, rece para que caigan más las acciones.

Hoy publicaremos la segunda parte aún más interesantes. Veamos:

7. Incluso si estás contento con la cartera que posees, querrás aprovechar la caída del mercado para reequilibrar el porcentaje objetivo de tu cartera. Muchas personas reequilibran una vez al año, pero se puede reequilibrar antes si, por ejemplo, el mercado alcista cae un 20%.

8. Escriba estas preguntas, contéstelas y póngalas en la puerta del frigorífico: ¿Cuál es tu plan? ¿Qué combinación de peso tienes en tu cartera? ¿Cuánto vas a ahorrar cada mes, y qué nivel de mercado has fijado para reequilibrar tu cartera? A medida que los mercados fluctúan, es demasiado fácil cambiar nuestras decisiones si sólo existen en nuestras cabezas. Es más difícil cuando nos enfrentamos a nuestras propias palabras en una hoja de papel.

9. Dos clichés de los mercados han sido repetidos una y otra vez en las últimas semanas: Que los mercados alcistas no mueren de viejos, y que las acciones no bajan simplemente porque están sobrevaloradas. Sin embargo, las explicaciones que se han ofrecido sobre por qué las acciones han caído, los temores a la inflación y el aumento de tipos, parecen ser bastante frágiles. Después de todo, la rentabilidad del 10 años del Tesoro USA no está ahora mucho más alto que en el cierre de 2017. Parece ser el clásico ejemplo de preparar una historia para explicar los complicados movimientos del mercado.

10. Los expertos hablan de manera tranquilizadora sobre la fortaleza de la economía de EE. UU., Incluido un crecimiento económico bastante decente del año pasado y la baja tasa de desempleo actual, con los recientes recortes impositivos añadidos a ese escenario. Todo eso es verdad. El problema es que los inversores miran hacia adelante, no hacia atrás. Es probable que las noticias económicas sigan siendo buenas durante al menos otro año, pero tal vez los inversores sientan que no serán lo suficientemente buenas como para justificar los precios actuales de las acciones.

11. El S&P 500 está cotizan a 32 veces su promedio de ganancias ajustadas, el conocido como PER Shiller. Esto está muy por encima del promedio de los últimos 50 años de 19,9. No predigo que los precios de las acciones caigan a ese precio, pero lo que no admitiré es que se diga que las acciones de EE.UU. están baratas.

12. Las acciones extranjeras (fuera de EE.UU.), incluidas la de los mercados emergentes, están mejor valoradas que las de EE.UU. Los inversores parecen empezar a reconocer que, después de un largo tramo de desastroso comportamiento, los mercados extranjeros desarrollados finalmente superarán a las acciones estadounidenses.

13. Anímense, las cosas podrían ser peores: En lugar de tener acciones podrían tener bitcoins.


Compartir en Facebook Compartir en Tweeter Compartir en Meneame Compartir en Google+